Guía de compra de altavoces para ordenador en 2020

¡Hola Nitroamig@s! Estamos contentos de volver con vosotros una semana más. Os traemos una excelente guía de compra de altavoces para ordenador en 2020. Vamos a enseñaros cómo elegir unos altavoces para el ordenador y también hablaremos de la importancia de este periférico que se está dejando de lado. En pasadas entradas os enseñamos unos altavoces a fondo, hablamos de la importancia del sonido y os dimos las claves de por qué escoger unos auriculares gaming.

Hoy vamos a enseñaros qué altavoces elegir en función de vuestras necesidades y cuáles son los más adecuados.

¡Empecemos!

¿Ojo exigente y oído conformista?

Repasando las entradas anteriormente mencionadas (que debéis leer), y viendo el panorama actual, vemos que el futuro es muy prometedor para el sentido de la vista pero no tanto para el del oído. Está claro que, a pesar de ser un sentido tan importante, las empresas tecnológicas principales no le dan el respaldo que se merece, y esto parece que es debido a que las personas tampoco lo hacemos.

Todavía no se ha estandarizado el 4K, que ya se está lanzando el 8K y trabajan constantemente en sacar televisores y monitores con mayor resolución y calidad de imagen. En cambio, no hacen lo mismo con sus altavoces integrados (la mayoría de monitores de hecho, ni tienen).

Si quieres alta fidelidad en audio, tienes que comprarte uno de esos "Home Cinema" que ya nadie tiene o, en su defecto, unos buenos altavoces. Porque no tiene ningún sentido ver pantallas gigantes con resoluciones enormes pero con altavoces integrados de 10w y una calidad más que justita, hacemos justicia con esta entrada y las anteriores.

Cómo elegir unos altavoces para el ordenador

Lo primero a tener en cuenta, lógicamente, es el bolsillo. Hay que saber que de la misma forma que pagas por un televisor o monitor 4K con HDR y demás filigranas visuales, una buena calidad de sonido tampoco será barata. Es por ello que, si te conformas con unos altavoces de 20 euros, eso que gana tu bolsillo, pero si deseas una experiencia auditiva tan pura y espectacular como la visual, tendrás que pagar lo que vale.

Una vez aclarado esto, la segunda cuestión a tener en cuenta es dónde tienes tu ordenador. Es muy importante la habitación y el tamaño de la misma además de la disposición a la hora de elegir unos altavoces. No cometas la locura de ponerte un sistema 7.1 Dolby True HD o DTS-HD en una habitación de 4 o 6 metros cuadrados porque después de ver una película saldrás prácticamente sordo. Los sistemas más potentes de audio y de mayor fidelidad deben instalarse en habitaciones más amplias para que no rebote el sonido y acabe siendo un "submarino auditivo".

Si tienes una habitación pequeña, un sistema 2.1 con subwoofer y el clásico Dolby Digital (o su versión Plus) son más adecuadas. En estos casos sí puedes encontrar grandes opciones sin desembolsar mucho dinero. Otra opción especialmente recomendable serían los Creative Gigaworks T40 que aquí os dejamos.

Cómo elegir unos altavoces para el ordenador

Detalles técnicos importantes

Esto lo vamos a resumir lo máximo posible ya que existen muchos aspectos distintos a conocer. Solo deciros que no todo son los vatios, es decir, que cuando veis en unos altavoces que pone 5W, 10W o 20W no siempre más significa necesariamente mejor.

Os dejamos con esta excelente entrada de Wikiversus que explica con toda sencillez y claridad esto mismo.

A continuación resumiremos los aspectos técnicos más importantes de los altavoces que debes conocer:

Frecuencias

Este aspecto lo veréis en todas las cajas de altavoces al igual que los vatios, y en este caso se mide en hercios. Es distinta medida a la usada en los hercios de un monitor al tratarse de sonido y no de imagen. Habitualmente veréis que ponen baremos oscilantes entre los 24Hz y los 24KHz, aunque a veces se expresan también como 20-20.000Hz. Ambas nomenclaturas pueden encontrarse.

Es el valor que mide el sonido que llega a nuestros oídos y la calidad del mismo. Es importante que no haya grandes diferencias para evitar distorsiones en el sonido cuando lo pones a un volumen alto (que se "rompa" el sonido a partir de ciertos decibelios).

Impedancia

Con cierta complicación para explicarlo de forma sencilla, resumiremos diciendo que es la resistencia que existe entre el amplificador o la fuente que genera el sonido y los altavoces que lo reproducen durante la canalización y transferencia de energía. Se mide en ohmios y lo que tenéis que saber en este aspecto simplemente es que las impedancias que aparezcan en el producto tienen que ser de 4, 6 u 8 ohmios, siendo los modelos de 4 ohmios los adecuados para los más exigentes.

Potencia

Este apartado hace referencia a lo que hemos explicado al inicio de los detalles técnicos. El enlace que os hemos pasado a Wikiversus os lo explicará genial. Como añadido, simplemente decir que contamos con dos tipos de potencia: la nominal y la admisible.

Guía de compra de altavoces para ordenador en 2020.

La potencia nominal es la que puede soportar el altavoz como máximo, viéndose perjudicado e incluso deteriorado si se supera dicho umbral de potencia. En cuanto a la admisible, se refiere a la resistencia del diafragma (una de las piezas interiores que compone el altavoz) en los picos de señales que recibe.

Hay lugares en donde la distorsión, el rendimiento o la direccionalidad se consideran aspectos independientes. Nosotros hemos hablado de ellas en los párrafos anteriores y las claves más importantes ya las tenéis.

¿Qué es el Subwoofer?

Mucha gente lo ha oído y lo ve continuamente pero no sabe lo que es o si los altavoces que está comprando los lleva o no. Primeramente indicar que los fabricantes siempre dicen claramente si los altavoces llevan subwoofer, por lo que en esto no hay margen de error.

Lo resumiremos diciendo que se encarga de reproducir los sonidos más graves de forma eficiente y sin distorsión de una forma que un altavoz convencional no puede hacer. Si queréis más detalles, aquí tenéis una entrada que os lo explica de forma sencilla pero muy completa.

Tipos de altavoces disponibles

Aquí os dejamos las clases de altavoces que podéis encontrar en el mercado. Dependiendo de vuestras necesidades, podéis decantaros por un modelo u otro.

Barras de sonido

Si tienes un escritorio pequeño y quieres, por ejemplo, poner el altavoz en la base de tu monitor esta es la elección perfecta. También se usa para los televisores y suelen tener un diseño resultón que queda muy bien estéticamente. Como desventaja clara, son tremendamente caros. Incluso los modelos inferiores pueden rondar los 80 euros, mientras que los más eficientes alcanzan los 700 euros (y más).

Altavoces con sistemas 5.1 y 7.1

Pudiéndolos usar también en ordenadores y televisores, estos altavoces son los que te ofrecerán la mejor calidad de sonido en cuanto a direccionalidad se refiere. Tu habitación o salón se transformarán en un centro multimedia donde reinará la mayor ambientación que hayas oído jamás.

Puedes hacerte con ellos desde precios muy variopintos. Los sistemas 5.1 puedes encontrarlos desde 40 euros los más básicos hasta superar los 300 euros, mientras que los 7.1, obviamente, tienen precios considerablemente más elevados por ser de mayor calidad y con más elementos de sonido.

La desventaja principal, a parte de su evidente desproporcionalidad en el precio, es que necesitas una habitación amplia para que estos altavoces se aprovechen debidamente. Al inicio de esta entrada hemos dicho qué recomendamos para habitaciones pequeñas.

Guía de compra de altavoces para ordenador en 2020.

Altavoces de suelo (con o sin Subwoofer)

Seguro que conocéis a alguien que tiene esos altavoces gigantes que ocuparían gran parte de tu habitación y al que envidias con toda tu alma. Son caros, ocupan mucho espacio y no todos son estéticamente bonitos (aunque los hay), pero es ponerte una película y saber que has estado toda tu vida escuchando menos de lo que te merecías.

Altavoces para PC

Otros los llaman altavoces de escritorio o altavoces de estantería. Lo cierto es que son los más extendidos y comprados. Son los que peor fidelidad de sonido presentan, pero también los más asequibles. Tienes desde 10 euros (para portátiles, por ejemplo) hasta mucho más, siendo la gama media (50 - 100 euros) una excelente opción para la mayoría de casos.

Conclusiones

Creemos que unos altavoces son necesarios. Desde luego no imprescindibles, ya que como hemos hablado puedes usar unos auriculares, pero los altavoces son excelentes para liberar a tus oídos de estar continuamente con el sonido tan cerca. Además de poder escuchar tu música o tus podcast o noticias mientras haces tareas por la casa. El altavoz tiene unas ventajas que hacen que merezca mucho la pena incorporarlos a tu zona gaming y de trabajo.

Esperamos que os haya gustado la entrada. Sabéis que sacamos entradas todas las semanas y que podéis suscribiros a nuestro canal de Youtube para ver los vídeos que sacamos para vosotros y también, en nuestras redes sociales, publicamos sorteos, promociones, humor y mucho más, así que sé parte de la comunidad.

¡Un nitrosaludo a todos!