¿Nos toman el pelo descaradamente, o es un nuevo sistema?

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

¡Hola nitroamig@s! Volvemos con una nueva noticia de nuestro blog, y una un tanto curiosa. No sabemos muy bien cómo tomarnos estas declaraciones, y por eso queremos que vosotros también opinéis.

Vamos primero con la noticia y las declaraciones, y luego analizamos un poco para poder llegar a una conclusión que nos satisfaga a todos.

Activision: “Los jugadores forman parte del proceso creativo”

La comunidad de jugadores cada vez es más importante para Activision. Así lo ha apuntado Eric Hirshberg, uno de los máximos responsables de la compañía. En una reciente entrevista con Games Industry ha analizado el estado de la empresa y los diferentes proyectos que actualmente tiene en marcha, además de repasar decisiones del pasado con sus diferentes licencias. 
El equipo creativo de Activision afirma que desarrollar videojuegos en la actualidad sin atender al feedback de la comunidad es imposible. Por su parte, los ejecutivos creen que en la empresa toman decisiones en base a las peticiones de los jugadores. Recalcan además que en el lanzamiento de un título la evolución de la comunidad determina siempre los siguientes pasos que debe dar el proyecto.
¿Nos toman el pelo descaradamente, o es un nuevo sistema?
“Estos juegos han tenido una vida muy larga con nuestros fans. En el día del lanzamiento no sabes la duración que va a tener un título, así que tienes que ir aprendiendo junto a la comunidad. Eso es lo que hace que este negocio sea único. Las decisiones y el comportamiento de los jugadores es parte de nuestro proceso creativo“, comentaba en la entrevista.

“Si Destiny 2 funciona, tendremos otro Call of Duty”

Hirshberg destaca que cada serie de videojuegos del catálogo de Activision “es única” y por lo tanto cada una requiere decisiones propias. Añade: “Destiny 2 es una secuela, es un reinicio y no por una decisión casual. Si estás en un universo persistente, mantienes a los jugadores, pero si partes de cero atraes nuevos usuarios”.
Con esta filosofía, Activision cree que los “reinicios” anuales que se aplican contribuyen a mantener la licencia fresca a pesar del paso del tiempo“. Pone como ejemplos la saga Call of Duty, aunque nos vienen a la mente muchas otras franquicias que siguen esa fórmula.  “Ya tenemos la fórmula ganadora con Call of Duty. SDestiny 2 lo hace bien, cotaremos con otra fórmula vencedora“, añade Hirshberg sobre el planteamiento de la secuela.

La realidad subyacente

Es un secreto a voces la filosofía empresarial que están teniendo muchas desarrolladoras en los últimos años. Piensan: “Para qué gastar presupuesto en ‘beta testers’ cuando los jugadores me lo harán gratis. Basta con habilitar un buen foro y una comunidad activa del juego para que todo salga rodado. Las quejas, fallos, glitchs y bugs me las van a reportar ellos”. Es un sistema legítimo, pero comprensible y respetable hasta cierto punto.

Si eres una desarrolladora independiente que apenas le llega el dinero para poder terminar su juego, sería normal una medida así. Si el juego es muy complejo y los beta testers no pueden analizar todo al milímetro, también. Incluso el vender accesos anticipados un mes antes del lanzamiento para terminar de pulir los fallos que puedan quedar.

Todas estas medidas no solo serían legítimas, sino respetables y entendibles. Más allá del troll por vocación o del inconformista y quejica crónico, son sistemas justos.

¿Abuso al consumidor?

En lo que ya no podemos ponernos simpáticos es en lo que estamos viendo cada vez más. Juegos que alcanzan fechas exageradas estando en beta (1 año, 2 años y más) e incluso lanzar alfas al mercado y venderlos como accesos anticipados. Que pasen los meses y no puedas quejarte de la inestabilidad de un juego o de su pésima optimización porque “aún es una beta” o “aún está en desarrollo” es verdaderamente demencial. Y lo más ridículo de todo es cuando son lanzados oficialmente y siguen llenos de problemas o con mala optimización.

¿Nos toman el pelo descaradamente, o es un nuevo sistema?

Estamos hablando de companías como Ubisoft con sus Assassins Creed (y otros juegos) o Electronic Arts. Activision debería emular a su socia Blizzard en el campo que más destaca por encima de las demás.

Como caso personal, solo ha habido un juego (que no nombraré) y que compré estando en beta. Han pasado dos años y medio, y el juego sigue con el título BETA en su portada. Sobra decir que juego un fin de semana al año como mucho para ver cuánto han mejorado para luego descubrir que no ha sido mucho. Uno de esos juegos, como tantos otros, que o los llenas de mods y arreglos hechos por fans o te mueres del asco.

Conclusiones

Desde luego recomiendo apoyar a las desarrolladoras honestas. Si sabemos que no cuentan con recursos, ayudarles con una donación o comprando el juego anticipadamente. Como caso personal, espero el juego “Prey for the Gods” ya que doné en su kickstarter para que saliera adelante.

Pero con estas compañías que degradan la calidad en pos del beneficio rápido, ni agua. Ya vimos cómo Ubisoft tuvo que hacer parón y dejar de sacar Assassins cada pocos meses. También cómo EA tuvo que dejar de sacar los ‘Need for Speed’ todos los años. Esas fórmulas de crear gallinas de huevos de oro de forma forzada y exprimirlas hasta que mueran, son legítimas pero no muy inteligentes.

Tarde o temprano la gente se cansará de comprar Call of Duty. De la misma forma que dentro de cinco años se puede cansar de ver Destiny 7. Cierto es que Call of Duty mantiene una red de seguidores fieles, pero no puedes vivir solo de ellos.

Sea como fuere, tenemos que empezar a negarnos a pasar siempre por el aro y “morir al palo”. Sino, ésto que vivimos ahora será anecdótico en comparación a lo que puede haber dentro de diez años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *